Facultad de Química y Biología

Español

Dos investigadores de la Facultad de Química y Biología figuran entre científicos más citados del mundo en sus respectivas disciplinas

Dos investigadores de la Facultad de Química y Biología figuran entre científicos más citados del mundo en sus respectivas disciplinas

Los doctores José Zagal y Eduardo Lissi de la Facultad de Química y Biología aparecen entre los cien mil científicos más citados a nivel mundial luego de conocerse los resultados del estudio realizado por la Universidad de Stanford, California.
 
La publicación ubica a los investigadores de esta Unidad Mayor como referentes en sus áreas estando entre los más citados a nivel mundial junto a otros 53 chilenos.
 
El análisis, según la publicación, se realizó con congelación de datos el 6 de mayo de 2020 evaluando a los investigadores por el impacto de las citas a lo largo de su carrera hasta finales de 2019. Se incluyeron a todos los científicos y científicas que se encuentran entre los 100.000 primeros en todos los campos según el índice de citas compuesto, propuesto por este grupo de investigadores.
 
“Lo interesante es que esta selección descuenta las autocitas y destaca a los científicos en sus respectivas áreas, permitiendo normalizar las subáreas donde normalmente se pueden tener menos citas en comparación a otra que tienden a acumular mucho mayor cantidad de citaciones”, explicó el profesor Manuel Ignacio Azócar, quien hizo el análisis del informe que aborda el impacto del trabajo de los investigadores de la Facultad de Química y Biología de la Usach.
 
En el caso del Dr. Lissi, quien ya no continúa liderando sus investigaciones, “sus publicaciones siguen sumando citas (¡450 durante 2020!) demostrando la importancia e impacto de sus trabajos”, agregó. 
 
“Esto habla sin dudas de dos científicos de renombre a nivel nacional e internacional”, comentó el profesor.

Investigadora Usach estudia estructura química y efectos secundarios de antiinflamatorios

Investigadora Usach estudia estructura química y efectos secundarios de antiinflamatorios

Los antiinflamatorios se estarían convirtiendo en los medicamentos de uso más común entre personas de todo el mundo, de acuerdo a un estudio publicado en el European Heart Journal. En el documento se concluye que aquellos de tipo no esteroideos (Aines), registran un alto consumo y laxas regulaciones. Se estudia, además, cómo algunos tipos de fármacos como el ibuprofeno y naproxeno podrían generar efectos secundarios dañinos.
 
Otro ejemplo de ello es la aspirina. La comunidad científica continúa investigando potenciales riesgos asociados, ya que si bien proporciona efectos anticoagulantes, antiinflamatorios y antipiréticos, genera problemas gastrointestinales. La estructura química y efectos secundarios de componentes antiinflamatorios son estudiados por la Dra. Carolina Mascayano, investigadora de la Facultad de Química y Biología de la Universidad de Santiago.
 
El proyecto Fondecyt regular #1200378 actualmente adjudicado titulado "Síntesis de compuestos orgánicos y análogos organometálicos de isoflavonoides: un nuevo farmacóforo para estudios in vitro e in silico como inhibidores duales de 5-LOX y COX-2", busca investigar nuevas estructuras químicas que eventualmente pudiesen interferir en procesos biológicos que provocan eventos inflamatorios.
 
La investigación pretende realizar estudios en moléculas derivadas de isoflavonoides con la unión de fragmentos organometálicos.
 
"En específico, me interesan dos vías la que involucra la generación de leucotrienos y prostaglandinas (5-LOX y COX-2 respectivamente), por lo tanto, la búsqueda de nuevas moléculas que pudiesen interferir estas rutas inflamatorias emerge como un blanco interesante", afirmó la investigadora.
 
El estudio contempla tres etapas: Una síntesis de los fragmentos orgánicos y organometálicos, una evaluación in-vitro frente a 5-LOX y COX-1 y COX-2, y estudios in-silico (a través de computadora) por medio de dinámicas moleculares para correlacionar los resultados biológicos con los computacionales.
 
Isoflavonoides y sus beneficios para tratar síntomas del COVID-19
 
Los isoflavonoides son moléculas que originalmente se obtienen desde la naturaleza y están presentes en mayor proporción en la familia de las leguminosas. Un ejemplo de lo anterior, son la daizeina y genisteina isoflavonoides de la soja. Estudios in-vitro e in-vivo han demostrado sus importantes propiedades pro-estrogénicas (fitoestrógenos) o anticancerígenas (cáncer de mama).
 
Durante la pandemia de SARS-CoV 2, uno de los fenómenos más relevantes observados en pacientes graves de COVID-19 es la gran cascada de eventos inflamatorios generados. 
 
"Por lo tanto, el estudio y búsqueda de nuevas estructuras químicas que tengan baja citotoxicidad (evitar efectos secundarios) y buenas características para limitar la excesiva generación de sustancias proinflamatorias como son los leucotrienos y prostaglandinas es un tema de especial relevancia en la actualidad" explicó la Dra. Carolina Mascayano,experta en Química Orgánica y Bioinformática Estructural.
 
Respecto al aporte social, la académica del Departamento de Ciencias del Ambiente lo identifica con la generación de conocimiento y capital humano (estudiantes de pre- y postgrado) tanto en el área de la química como en la bioquímica cuestión que, a su parecer, permitiría impulsar la bioorgánica como un área relevante en el desarrollo de la ciencia.
 
Sobre la investigación
 
El proyecto Fondecyt Regular N°1200378, "Síntesis de compuestos orgánicos y análogos organometálicos de isoflavonoides: un nuevo farmacóforo para estudios in vitro e in silico como inhibidores duales de 5-LOX y COX-2", tiene por objetivo investigar nuevas estructuras químicas que eventualmente pudiesen interferir en procesos biológicos que provocan eventos inflamatorios, en este proyecto participan como co-investigadores la Dra. Yesseny Vásquez (Fac Ciencias Médicas) y Dr. Fernando Godoy.
 
El grupo de investigación está compuesto por las Dras. Carolina Mascayano Collado, Alejandra Muñoz y Michelle  Muñoz, el Dr. Erick Flores, BQCA Claudia Torrent, BQCO Alejandro Cisterna y los estudiantes de Lic. Química Elizabeth Navarrete y Simón Torres.

Académico de la Facultad de Química y Biología obtiene primer lugar de su grupo de estudio en Fondecyt Regular 2020

Académico de la Facultad de Química y Biología obtiene primer lugar de su grupo de estudio en Fondecyt Regular 2020

“Ciertamente la pandemia ha cambiado la planificación del proyecto”, sostiene el doctor en química, Moisés Domínguez ante la situación que le significó obtener el primer lugar en la evaluación del concurso de proyectos Fondecyt Regular 2020 en su grupo de estudio y el contraste que implica el impedimento de realizar investigación durante la crisis sanitaria actual.

“Ante la situación de pandemia que vivimos, la investigación de cualquier proyecto deja de tener la prioridad que normalmente tendría. La salud de la población, en particular de nuestros estudiantes y de todo el personal universitario, está antes que un experimento. Así entonces, tengo confianza en que, una vez superada esta situación, volveremos al laboratorio con mayor entusiasmo y alegría, lo que nos permitirá recuperar el tiempo perdido”, sostuvo el investigador perteneciente al Departamento de Ciencias del Ambiente de nuestra Universidad.

En perspectiva, estrictamente hablando del proyecto, el académico destacó el hecho de que su proyecto “sea una propuesta 100% centrada en la Universidad de Santiago de Chile” dado el equipo de coinvestigadores que lo compone.

“Estoy convencido que las fortalezas del proyecto encuentran origen en la estrecha colaboración que se ha establecido con los coinvestigadores de esta propuesta, los doctores Carolina Aliaga y Raúl Mera” , explica Domínguez acerca del proyecto rankeado en el primer lugar entre 556 propuestas financiadas de un total 1.874 propuestas recibidas.

El proyecto en sí, cuyo título es “Toward a general model for the inverted solvatochromism of light-emitting and non-light-emitting sensors: a synthetic and computational study”, busca “esclarecer las características electrónicas que debe tener un determinado grupo de colorantes sintéticos para exhibir su máximo rendimiento como sensores químicos”.

“Para esto es necesario entender bien cuales son los factores electrónicos y estructurales más importantes en esta familia de colorantes. Si bien por años hemos venido sintetizando y estudiando nuevos sensores, dentro de este campo existen aún ciertas anomalías fundamentales de larga data. En años recientes hemos dado pequeños avances conceptuales sobre estas anomalías mediante cálculos computacionales y medidas experimentales. Basados en estos avances pretendemos ahora sintetizar nuevos sensores que nos permitan ampliar nuestro modelo y quizás, si tenemos suerte, avanzar en el entendimiento general de cómo se relaciona el fenómeno global con estas anomalías”, explicó.

Durante 2019 el investigador perteneciente a la Facultad de Química y Biología, Dr. Marcos Caroli, también obtuvo el primer lugar en la evaluación del Concurso Fondecyt Regular por su proyecto “Properties and applications of new perichromic probes and theoretical interpretation of their solvatochromism”, propuesta en la que el profesor Domínguez también participa como coinvestigador.

“Obtener este lugar en años consecutivos debe ser motivo de orgullo para nuestra Institución, que además viene a sumarse a la alegría que nos produce la gran cantidad de proyectos obtenidos por la Facultad en el Plantel. En lo personal, me siento contento de que dos proyectos en los que participo reciban esta distinción que enfatiza la relevancia de la investigación que desarrollamos en nuestro grupo de investigación y la viabilidad que asegura la Usach”, señaló el Dr. Domínguez.

Facultad de Química y Biología participa en Ciclo de Formación en Docencia Virtual para enfrentar nuevos desafíos

Facultad de Química y Biología participa en Ciclo de Formación en Docencia Virtual para enfrentar nuevos desafíos

La Facultad de Química y Biología completó tres sesiones de capacitación del Ciclo en Formación Virtual, coordinado por la Unidad de Innovación Educativa (UNIE).

La Dra. Brenda Modak, vicedecana de Docencia y Extensión de la Unidad Mayor, comentó que hubo una alta inscripción tanto de profesores de jornada como profesores por hora de clases, jóvenes y menos jóvenes, docentes que hacen actividades de laboratorio, taller de ejercicios y cátedra, “quienes nos han hecho saber que han sido actividades entretenidas y novedosas que sin duda aportarán a mejorar sus clases y tener mayor cercanía con sus estudiantes”.

El mayor valor que se reconoce al Ciclo de Formación Virtual es la capacidad de incorporar las necesidades particulares de cada Unidad.

“En la Facultad de Química y Biología la mayoría de los y las docentes tienen una gran experticia en las llamadas ciencias duras, casi todos son investigadores, y muy pocos tienen formación pedagógica. Eso sumado a la contingencia, que nos obligó a realizar clases online, de un día para otro, para lo cual no estábamos preparados, ni docentes ni estudiantes, nos enfrentó a una situación muy compleja”, explicó la vicedecana de Docencia y Extensión.

El ciclo de capacitación de la Facultad de Química y Biología consideró como temas centrales: Enseñar y evaluar a distancia; promover el aprendizaje en clases virtuales; actividades en modalidad asincrónica, y cómo abordar incidentes críticos en contextos virtuales.

Educación on line sin vuelta atrás

“Ha sido complejo hacer clases con cámaras apagadas y lograr la participación y la motivación de las y los estudiantes, en estos primeros meses”. Esta reflexión refleja el sentir de muchas y muchos docentes, quienes coinciden al evaluar que la interacción, participación y evaluación han sido las principales barreras para seguir avanzando en el proceso de virtualización del aula, que con pandemia o sin pandemia, pareciera que ya no tiene marcha atrás.

“Desde el 2019 estábamos trabajando en el fortalecimiento de la plataforma virtual, pero la pandemia nos obligó a acelerar los procesos, lo que tuvo costos, pero también grandes aprendizaje. En cada una de las actividades de capacitación hemos ido levantando expectativas y monitoreando los procesos, a la fecha se han realizado workshop y talleres en los que se han registrado más de 1.600 inscripciones, destacó el Dr. Juan Carlos Retamal, vicerrector Académico.

Añadió que instaladas las competencias básicas de la docencia virtual, hoy empezamos una estrategia de acompañamiento por Facultad, que nos permitirá atender los requerimientos particulares de cada una de ellas, pero que sobre todo busca generar un espacio para compartir las mejores prácticas, ya que la experiencia internacional ha demostrado que la colaboración entre pares constituye un factor crítico de éxito en la virtualización del aula“.

Testimonios

Junto con la revisión de temas pedagógicos y metodológicos, la transferencia de aprendizajes y buenas prácticas entre pares ha sido lo mejor evaluado por los académicos.

El Dr. Alberto González Figueroa, Bioquímico, destacó que en su caso ha sido de gran ayuda poder compartir y descubrir diversas estrategias para llevar a cabo las clases virtuales, una sorpresa agradable fue que las experiencias de colegas de otras especialidades a veces han sido apropiadas para implementar en mis asignaturas”.

En el mismo sentido, la Dra. Yenniffer Ávalos sostuvo que el rediseño de una asignatura, incorporando elementos sincrónicos y asincrónicos que sean motivantes, desafiantes y pertinentes ha constituido un gran desafío, sobre todo considerando la sobrecarga emocional, académica y, en algunos casos, laboral de los/las estudiantes.

Asimismo, comentó que una necesidad relevante para el profesorado ha sido el conocimiento y aprendizaje de nuevas técnicas, herramientas y estrategias que aseguren tanto la interacción entre y con los/las estudiantes, como su participación en las diferentes actividades académicas de la asignatura.

Por otra parte, destacó la Dra. Ávalos el diseño de evaluaciones que valoren adecuadamente los resultados de aprendizaje de cada asignatura, lo que constituye un desafío para el profesorado en este nuevo contexto.

“Todos estos desafíos están siendo revisados y discutidos en el Ciclo de Formación en Docencia Virtual donde, recogiendo las inquietudes del profesorado y considerando los aspectos propios de las distintas disciplinas, se han diseñado y desarrollado actividades tendientes a brindar algunos aspectos teóricos y, fundamentalmente, prácticos sobre cómo abordar este nuevo contexto de enseñanza, entregando una ayuda contextualizada a las necesidades de cada Facultad, programa o carrera”, precisó.

Para el Dr. Alberto González, una barrera que se debe superar en el ámbito de la docencia virtual es la confianza entre el profesor y los alumnos, el asegurar la honestidad y responsabilidad de ambas partes para desarrollar las interacciones en entornos virtuales, para que los trabajos y evaluaciones reflejen lo mejor posible el avance en los objetivos de los cursos y la participación de todos los integrantes del grupo, para dejar de temerle a que los alumnos hagan trampa en sus respuestas o que solo unos pocos realicen las actividades en equipo. “Para ello, estamos llegando al consenso de que tenemos que dar especial énfasis al desarrollo de habilidades y actitudes de mayor desarrollo cognitivo”, comentó.

Usach realiza primer diplomado en Chile que abordará aspectos clínicos, tecnológicos y legales del Cannabis

Usach realiza primer diplomado en Chile que abordará aspectos clínicos, tecnológicos y legales del Cannabis

La Universidad de Santiago dictará el primer diplomado de una Institución de Educación Superior en Chile que abordará los aspectos clínicos, tecnológicos y regulatorios del uso medicinal del Cannabis,  a cargo de la Facultad de Química y Biología.
 
“Este programa es único en su tipo en Latinoamérica, ya que busca darle alto rigor académico y nivel universitario a una temática de gran impacto en salud pública. Al mismo tiempo, busca formar una masa crítica de profesionales especializados, que puedan contribuir al desarrollo eficiente y sustentable de una industria con gran potencial para Chile y Latinoamérica, específicamente enfocada en la producción de materias primas y productos derivados de fitocannabonoides”, explicó el Dr. Leonel Rojo.
 
El jefe de la carrera de Química y Farmacia y director del diplomado que se encuentra recibiendo postulaciones hasta la última semana de agosto, agregó que en términos generales el diplomado busca “sistematizar conocimientos y habilidades como respuesta a la creciente necesidad de actualizar los conocimientos técnicos y regulatorios referidos al uso farmacológico de Cannabis sp. y cannabinoides”.
 
Esto, a través de siete unidades impartidas por un grupo heterogéneo de especialistas, entre los que se encuentran químicos farmacéuticos, biólogos, médicos, abogados e ingenieros, todos ellos con amplia reputación nacional e internacional en diversas áreas referidas a su uso en medicina.
 
Durante su desarrollo, los estudiantes inscritos abordarán temas relativos a la historia y bases científicas de los cannabinoides, su genética, farmacología, aplicación clínica, aspectos regulatorios y la evidencia científica actual en torno a su uso medicinal, entre otros.
 
El programa de la Universidad de Santiago cuenta con la colaboración del Centro de Estudios del Cannabis (CECANN), corporación cuyo objetivo es “potenciar la educación y el desarrollo de su investigación científica , orientada a generar conocimiento con alto impacto social”.
 
“Es una alianza super importante” afirma su directora, Alejandra Ahumada. “El diplomado es un gran aporte para la sociedad. Los que se involucren van a poder entender esta nueva rama que es interesante en muchas áreas: industriales, medicinales y de investigación”, indicó.
 
El diplomado, con cupos limitados en su primera versión ha causado gran interés y está dirigido a profesionales universitarios que se desempeñan en áreas afines a la medicina, farmacia y/o biotecnología (médicos, químicos-farmacéuticos, bioquímicos, biólogos, tecnólogos médicos, ingenieros en biotecnología, entre otros).
 
Se impartirá en modalidad B-learning y se encuentra recibiendo postulaciones hasta la última semana de agosto del presente año. Para inscripciones e informaciones puede acceder al siguiente link http://diplomadocannabinoides.cl/moodle/

Facultad de Química y Biología organiza Primer Congreso Virtual para apoyar a familias afectadas por la pandemia

Facultad de Química y Biología organiza Primer Congreso Virtual para apoyar a familias afectadas por la pandemia

Dada la actual crisis sanitaria producto del COVID-19, estudiantes de la carrera de bioquímica de la Universidad de Santiago de Chile realizarán entre el 3 y el 8 de agosto el Primer Congreso Virtual de Estudiantes de Bioquímica y carreras afines.
 
La actividad, abierta a todo el público, está pensada para que los estudiantes, miembros de la comunidad científica y todo público interesado, puedan expandir sus conocimientos en diversos temas y áreas científicas, abarcando también los relacionados con la actual crisis sanitaria y el manejo científico de la pandemia de Coronavirus en Chile.
 
“Como futuros científicos entendemos que la motivación principal de esta actividad es fortalecer la ciencia en nuestro país en el momento en que más la necesitamos y también reflejar el sello Usach, que siempre se ha destacado por su compromiso con la comunidad y la sociedad”, indicó Felipe Gatica Vargas,delegado y uno de los coordinadores de la actividad.
 
El Primer Congreso Virtual de Estudiantes de Bioquímica y carreras afines contará con la participación de destacados académicos nacionales e internacionales quienes serán parte de charlas, simposios y foros que se transmitirán en las plataformas Zoom y YouTube.
 
La actividad tiene como objetivo recaudar fondos a través de donaciones, para ir en ayuda de tres organizaciones: “Peñalolén Solidaria”, red de apoyo a vecinos mediante entrega de cajas; “La olla de puente”, organización social de la misma índole, y “El Bosque ayuda”,asociación destinada a ayudar con cajas de alimentos y ollas comunesa familias de bajos recursos.
 
“Es por esto que esta actividad será completamente gratuita y para todo público, pero con la invitación abierta para recibir donaciones monetarias voluntarias con el objetivo de recaudar fondos que irán en ayuda de familias afectadas económicamente por la pandemia”, explicaron desde la organización.
 

Investigación confirmaría capacidad de metalotioneínas de alga para acumular cobre y zinc

Investigación confirmaría capacidad de metalotioneínas de alga para acumular cobre y zinc

Como “un hito muy importante en su carrera científica” fueron considerados los resultados del último paper de la investigadora del Departamento de Biología, la Dra. Alejandra Moenne, titulado “Isolation and Characterization of Copper- and Zinc- Binding Metallothioneins from the Marine Alga Ulva compressa (Chlorophyta)”, publicado en la revista International Journal of Molecular Sciences.

“Hace como 20 años formulé la hipótesis de que el cobre se acumulaba en el alga marina U. compressa (Chlorophyta) mediante su unión a unas proteínas denominadas metalotioneínas (MTs). En eso estaba en lo cierto, pero en lo que me equivoqué es que la MTs del alga se parecerían a las MTs de las plantas terrestres que también son verdes. Resultó que las MTs del alga se parecen a las MTs de invertebrados marinos como los moluscos y también las del invertebrado terrestre C. elegans”, explicó la investigadora respecto al paper. 

El trabajo desarrollado por el grupo de investigación que la doctora Moenne lidera trata sobre el clonamiento y la caracterización de tres metalotioneinas (MTs) del alga marina Ulva compressa las cuales fueron inicialmente identificadas mediante transcriptómicas  y RNAseq. La sobre-expresión de estas MTs en bacteria permitió confirmar la capacidad de estas MTs de mediar la acumulación de cobre y zinc in vivo, lo cual sugiere que podrían realizar esta misma función en el alga marina.

Esto, ya en el terreno de sus aplicaciones “permitiría en el futuro sobre-expresar estas MTs  en plantas terrestres para así poder fitorremediar suelos contaminados con cobre y quizás otros metales o metaloides”, comentó la académica de la Usach. 

“Queda ahora por demostrar que estas proteínas están involucradas en la acumulación de cobre y zinc en el alga y quizás de otros metales mono y divalentes como cadmio, plomo, mercurio, arsénico y otros”, agregó sobre sus potencialidades.

La investigación fue realizada en colaboración con los autores Daniel Laporte, Alberto González, Melissa Gómez pertenecientes a la Facultad de Química y Biología de la Universidad de Santiago de Chile y los investigadores Antonio Zúñiga y Claudio A. Sáez, miembros de la Universidad de Playa Ancha.

Energía limpia y renovable desarrollarán científicos Usach tras adjudicarse proyecto Anillo de investigación

Energía limpia y renovable desarrollarán científicos Usach tras adjudicarse proyecto Anillo de investigación

Energía limpia y renovable desarrollarán científicos de la Usach tras adjudicarse proyecto Anillo de investigación. En la práctica, proponen implementar el uso de materiales nuevos y de bajo costo para el desarrollo de dispositivos de conversión de energía, fundamentalmente, pilas de combustible, tecnología limpia que utiliza oxígeno e hidrógeno, que únicamente generan agua como desecho.
 
El proyecto fue la única propuesta seleccionada en la Universidad de Santiago en el marco de la convocatoria Anillos de Investigación en Ciencia y Tecnología y de Investigación en Ciencia Antártica realizada por CONICYT, a través de su Programa de Investigación Asociativa (PIA).
 
Los resultados se conocieron el pasado miércoles 11 de diciembre, en conjunto con los comentarios de parte del panel internacional a cargo de la evaluación, destacados en la página oficial de CONICYT.
 
Los seleccionadores relevaron “la gran calidad de las iniciativas que resultaron seleccionadas, que podrían ser competitivas en cualquier parte del mundo”, señalaron. 
 
En específico, el proyecto reúne a los investigadores José Zagal (Director) e Ingrid Ponce (codirectora), ambos pertenecientes a la Facultad de Química y Biología, e involucra el trabajo colaborativo de sus colegas de la Pontificia Universidad Católica de Chile, la Universidad Mayor y la Universidad Bernardo O’Higgins quienes aportarán con la investigación interdisciplinar relacionada con la química sintética y computacional.
 
“Me siento orgulloso que gente que ha trabajado conmigo se haya ganado este tipo de proyectos. Significa que estamos formando gente valiosa”, señala el Dr. Zagal a título personal y haciendo referencia a los dos proyectos Anillos obtenidos en el pasado por las profesoras Maritza Páez y María Jesús Aguirre, ambas de la Facultad de Química y Biología de nuestra Universidad.  
 
“Trabajar en el desarrollo de energías limpias y renovables es un tema relevante en el país y en el mundo. Ahora en la COP25 de lo que más se habló fue de las energías renovables y descarbonización”, explicó la codirectora del proyecto, Ingrid Ponce.
 
Añadió que la iniciativa encaja en lo que es una temática mundial y trata de ayudar a ser conscientes con el medio ambiente y a desarrollar nuevas tecnologías en Chile.  
 
“Rational design of molecular catalytic materials for energy conversion and electrochemical reactions” es en definitiva el nombre del proyecto que albergará la Universidad de Santiago durante un período de tres años y que tiene asignado $450 millones de pesos en financiamiento y que permitirá no sólo formar capital humano avanzado, sino que también, potencialmente, desarrollar tecnología hecha en Chile. 

Más de tres mil personas espera recibir Feria Científica de la U. de Santiago 

Más de tres mil personas espera recibir Feria Científica de la U. de Santiago 

Más de tres mil personas recibirá este 2019 la Décima Feria Científica, actividad de difusión y educación científica preparada por los estudiantes de las Facultades de Química y Biología, Ciencias, Ingeniería y Ciencias Médicas de la Universidad de Santiago de Chile.
 
El objetivo de la Feria es vincular a la comunidad con el conocimiento científico a través de talleres, experiencias y charlas de las distintas ramas de la ciencia.
 
Es por eso que la Feria abrirá sus puertas a las 10:00 de la mañana del día jueves 17 de octubre, horario en que se comenzarán a recibir a los más de 150 colegios inscritos en la actividad. Simultáneamente, a un costado de Casa Central comenzará la etapa final del 8° Concurso de Colegios Dra. Elsa Abuin en la que los veinte mejores proyectos científicos desarrollados por estudiantes presentarán sus resultados al público.
 
Durante sus dos primeros días, los asistentes a la Feria podrán participar de las charlas en las áreas de física, matemáticas, nanociencia, neurociencia y biotecnología, preparadas en el auditorio de la Facultad de Química y Biología. Entre ellas, destaca la que ofrecerá la Premio Nacional de Ciencias Exactas 2019, Dora Altbir y los egresados de la Facultad de Química y Biología, doctores Darwin Contreras y Fernando Valiente.
 
Por último, niños y niñas en edad pre escolar tendrán su espacio en la Mini Feria Científica, actividad destinada a promover el desarrollo del pensamiento científico a través de la realización de diversos experimentos que incentivarán la observación y formulación de preguntas.
 
Todas las actividades son de carácter gratuito, previa inscripción y se desarrollarán tanto en la Facultad de Química y Biología como sus espacios cercanos y en carpas habilitadas para la ocasión. 

Investigador de la Facultad de Química y Biología se adjudica primer lugar en concurso Fondecyt Regular

Investigador de la Facultad de Química y Biología se adjudica primer lugar en concurso Fondecyt Regular

Como una propuesta “altamente relevante a la Físico-Química contemporánea”  e “interesante y altamente original”, dado que “los investigadores proponentes demuestran competencia en el área del proyecto y exhiben un pasado de colaboración exitosa en publicaciones conjuntas” fue calificada por sus evaluadores la propuesta del investigador de la Universidad de Santiago, Dr. Marcos Caroli.

En el texto firmado por Edgar Vogel González, Presidente del Consejo Superior de Ciencia, se comunica que la propuesta elaborada por el investigador perteneciente a la Facultad de Química y Biología fue calificada “con 4,900 puntos, ubicándose en el lugar Nº 1 del Grupo de Estudio de Química 2”.

“Está claro que la concesión y una buena calificación de un proyecto Fondecyt son factores de prestigio para una institución y para los investigadores premiados” contestó el Dr. Caroli respecto a los resultados que arrojó el concurso.

“Es igualmente verdad que cualquier calificación se basa en la visión subjetiva de los evaluadores. Así, juntamente con el mérito intrínseco de la propuesta y del currículo de los postulantes, una buena calificación es también el resultado de la suerte de encontrar evaluadores que sintonicen con las propuestas presentadas”.

El proyecto, que lleva por título “Properties and applications of new perichromic probes and theoretical interpretation of their solvatochromism” tiene una duración de cuatro años, y será financiado con un monto total de $ 142.701.000,00.

Además, considera como coinvestigadoras a la Dra. Carolina Aliaga, quien participará en la evaluación de los sensores radicalarios sintetizados y en los estudios de su fotoquímica, y el Dr. Moisés Domínguez, quien aportará al proyecto su experiencia en síntesis orgánica, en simulación y cálculos teóricos de transiciones electrónicas. Ambos académicos pertenecientes al Departamento de Ciencias del Ambiente.

“El proyecto refleja una colaboración consolidada en investigación básica entre las áreas de química orgánica y físico-química del Departamento de Ciencias del Ambiente, lo que asegura su viabilidad” explica el Dr. Caroli sobre las fortalezas del proyecto. también agrega que “la posibilidad de ampliar esta colaboración con el área biológica, con la expectativa de generar productos aplicados, proyecta la propuesta en el futuro, abriendo nuevas puertas hacia una mayor contribución de la Facultad a la investigación básica y aplicada en la USACH”. 

“El proyecto tiene una vertiente experimental y aplicada, y otra teórica. La primera tiene por objetivo básicamente desarrollar nuevos sensores fluorescentes y/o radicalarios, con posibles aplicaciones como marcadores biológicos. En la parte teórica intentaremos contestar, empleando herramientas de simulación y de mecánica cuántica,  a cuestiones que siguen sin respuestas adecuadas, sobre las interacciones soluto-solvente en soluciones de colorantes y su efecto sobre el comportamiento espectral observado”, indicó el Dr. Caroli respecto a sus alcances.

Páginas

Suscribirse a RSS - Facultad de Química y Biología